lunes, 20 de junio de 2016

El verano y los incendios

Estos días el gran incendio de Carcaixent (Valencia) nos ha hecho recordar el sufrido en Xert (Castellón) en el 2001, era verano y nuestras montañas carne de cañon para los incendios. Impotencia y rabia unidas ante un fenómeno de difícil control y de tan grandes dimensiones.
Trás varios días el fuego campando a sus anchas, una vez apagado, la curiosidad nos hizo ir a la montaña, el negro lo inundaba todo, era demoledor.
Al poco tiempo empezaron a acudir camiones yendo y viniendo sacando troncos, madera quemada a montones. Mulos estirando troncos en los lugares de difícil acceso.
Por fin con la llegada de la primavera y la montaña empezó a tornarse verde. Nos autorizaron a retirar la madera que la empresa adjudicataria había dejado en el monte. Allá que fuimos y gracias a ello hoy algunos troncos de aquellos volvieron a cobrar vida convirtiendose en parte  de Turismo rural Art Rustic

 
Esta escalera está en la casa Rustic Suites. Sus soportes se hicieron con el enebro de las montañas de Xert conseguido tras el incendio. Se limpió y se le quitó la corteza pero todavía puede apreciarse el negro de quemado en muchas de sus partes. A pesar de su procedencia, sigue desprendiendo ese aroma tan característico a madera de enebro, ese árbol de donde se sacan las bayas para destilarlas y convertirlas en ginebra. Esa tan rica que tenemos en Xert y que muchos expertos consideran la mejor del mundo, la ginebra Julián Segarra.

Tronco resinero como muestran sus "quixoles" en la casa Rustic Oh de 1500kg
 
Lámpara de enebro en Rustic Oh
Mesa y sofá de 2.5m. que se tuvieron que construir en la propia casa dadas sus dimensiones
Estos son solo unos ejemplos de todo lo que puede hacerse para que esta madera vuelva a cobrar vida. Así se creó Turismo rural Art Rustic

No hay comentarios: